Sempre amb tu

Sempre amb tu

sábado, 6 de agosto de 2016

Desdibujan el color rojo del Santander en Alemania


Una decisión de la más alta institución judicial germana impide usar su color rojo en suelo germano

En territorio alemán, donde el Banco Santander está presente con unas 300 oficinas, tiene problemas de imagen.
No es que se le vea como un mal banco. Ocurre que no se le deja emplear su característico color rojo. El motivo es una batalla judicial surgida hace casi diez años sobre el uso de ese color que le enfrenta a la Asociación de Cajas de Ahorros de Alemania. Estas instituciones financieras germanas llevan décadas utilizando un rojo casi idéntico al de Banco Santander y defienden una suerte de monopolio cromático.
Hace unos días, la Corte Federal de Justicia de Alemania (BGH, por sus siglas alemanas) dio la razón a las cajas de ahorros germanas. Este grupo constituye una potente organización financiera dotada de algo más de 15.000 oficinas en Alemania. Allá en 2002 patentó el color rojo, denominado “rojo HKS13” como marca de su uso exclusivo.  Con ello, sólo pueden utilizarlo las cajas de ahorros para publicitar, presentar o promocionar sus servicios de banca minorista.
En el Banco Santander se plantean cómo dar la vuelta a esta situación, incluso cuando muchos la verían irreversible, especialmente tras la decisión del BGH, la instancia más alta de derecho civil de Alemania. El Santander está analizando y valorando opciones, incluso la impugnación, tras la decisión judicial.
En su día, la llegada del Banco Santander a Alemania supuso el inicio del pulso que mantienen ambas instituciones desde hace ya nueve años. El banco español consiguió en 2015 que el Tribunal Federal de Patentes le diera la razón y le permitiera el uso del rojo. Pero justamente esa decisión fue la que las Sparkassen llevó ante la BGH.
La compañía española utiliza un color “rojo HKS14”, que no es lo suficientemente diferente del de las cajas de ahorros, de acuerdo con las Sparkassen. Por eso se judicializó el conflicto. La cuestión es importante porque, en Alemania, los clientes sabrán al final, cuando se les está ofreciendo un mensaje o publicidad de una institución de crédito, que el rojo se identifica con una caja de ahorros.
Sea como fuere, Banco Santander parece estar adaptándose al difícil terreno teutón. En la oficina de la Frankfurter Allee, de hecho, parte del “rojo HKS14” parece haber abandonado la imagen de la institución financiera española. Las letras “Santander Consumer Bank” tienen el fondo de color plata y hay mucho menos rojo. Sólo está en las letras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario