Sempre amb tu

Sempre amb tu

martes, 19 de enero de 2016

62 personas acumulan la misma riqueza que media humanidad


Los multimillonarios concentran cada vez más dinero, una tendencia que se agrava todavía más en España


La fortuna del hombre más rico de España hace años que crece. El 2013 la lista Forbes calculaba que Amancio Ortega, el fundador de Inditex, tenía unos 60.900 millones de euros. El año pasado año, cuando superó por primera vez Bill Gates, el fundador de Microsoft, esta cifra había crecido hasta los 72.330 millones de euros. En cambio, el salario medio español caía un 0,7%, según los últimos datos oficiales del Instituto Nacional de Estadística (INE) del 2013. El sueldo más habitual en el Estado es de unos 15.500 euros al año.
Esta tendencia a escala global queda constatada en el último informe del ONG Oxfam Intermón, tenemos una economía al servicio del 1%, mientras que 62 multimillonarios acumulan tanta riqueza como la mitad más pobre de la población mundial, que son 3.600 millones de personas. El año 2010 eran 388 las personas que agrupaban esta porción de la riqueza mundial.
Según señala el informe, España es el país de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) donde más se ha incrementado la desigualdad después de la crisis, siendo 4 veces más que en Grecia y 10 veces más que la media europea. Más concretamente, el 1% de la población española concentra más riqueza que el 80% más pobre. En cuanto al salario, la organización afirma que entre el 2007 y el 2014 los salarios cayeron un 22,2%. 
El informe también reconoce que en términos cuantitativos la riqueza mundial ha aumentado. Es cierto que la pobreza extrema en el mundo ha disminuido, pero la desigualdad se ha incrementado, afirmaba Miguel Alba, responsable de fiscalidad y sector privado de Oxfam Intermón. La misma organización señala que el producto interior bruto (PIB) mundial se ha duplicado en los últimos 15 años y la desigualdad entre países se ha reducido. Aún así, la brecha entre los que tienen más y los que tienen menos se ha ensanchado todavía más.
Según el informe, las causas de esta diferencia son la desigualdad salarial; las políticas públicas llevadas a cabo por los diferentes organismos y estados, que favorecen al grupo de la población con más recursos, y una fiscalidad que permite la elusión y la evasión de impuestos a través de varios sistemas, como por ejemplo los paraísos fiscales. La agencia de noticias Bloomberg calculaba que Apple, la empresa más valiosa del mundo que está siendo investigada por la Comisión Europea, podría tener que hacer frente a una factura de 8.000 millones de euros en Irlanda en concepto de impuestos atrasados.
Oxfam Intermón pone especial énfasis en este punto y constata que la inversión desde España a paraísos fiscales creció un 2.000% el 2014. Actualmente hay unos 7,6 billones de dólares en paraísos fiscales. Después de analizar las prácticas fiscales de las 200 empresas más grandes del mundo, esta organización sin ánimo de lucro afirma que 9 de cada 10 tienen presencia en estos países o regiones que permiten una fiscalidad más laxa.
En el caso de España, Oxfam Intermón detecta que de las 35 empresas que cotizan en el  Ibex-35, sólo 17 pagan el impuesto sobre sociedades al estado español y que, al cerrar el ejercicio del 2014, el número de filiales que declaran beneficios en zonas como las islas Caimán, Jersey o Delaware ha aumentado un 44%. Con la reforma fiscal impulsada por el gobierno popular de Mariano Rajoy a mitad del 2014, el impuesto sobre sociedades se redujo de un 30% a un 25%.

No hay comentarios:

Publicar un comentario