Sempre amb tu

Sempre amb tu

jueves, 15 de octubre de 2015

Pronto se empieza a defraudar. El PSOE no derogará las condiciones de despido de la reforma laboral del PP

El PSOE ha admitido que solo derogará por decreto-ley algunos aspectos de la reforma laboral del PP de manera inmediata si llega a La Moncloa, pero no tocará algunos de los puntos más polémicos, como el de las indemnizaciones por despido que se quedarán como están.
Según ha informado la secretaria de Empleo del PSOE, Luz Rodríguez, en un encuentro informal por periodistas, los socialistas están preparando "una voladura" de la reforma laboral del PP para derogar de manera inmediata, vía decreto-ley, tres de sus aspectos que ellos consideran "centrales": el modelo de negociación colectiva, la contratación y la igualdad salarial entre hombres y mujeres.
En concreto, pretenden establecer tres tipos de contrato que sustituyan a los actuales: un contrato de trabajo indefinido, un contrato de trabajo temporal, para puestos de trabajo temporales, y un contrato para la formación.
Sin embargo, en este paquete que se plantea un hipotético gobierno del PSOE para derogar la reforma laboral del Gobierno de Mariano Rajoy, no se incluye cambios en la indemnización por despido.
Según ha explicado Luz Rodríguez, el despido quedará tal y como está con la actual legislación y será objeto de las negociaciones con los agentes sociales para la instauración de un nuevo Estatuto de los Trabajadores. La exsecretaria de Estado de Empleo ha defendido que este asunto es siempre el "último" a afrontar en este debate.
El PSOE y su líder Pedro Sánchez habían prometido en varias ocasiones derogar la reforma laboral si llegaban a gobernar.
Mientras no haya un acuerdo entre los agentes sociales, el despido seguiría como está en este momento. Es decir, como hemos tenido recientemente en Banco Santander, te podrán seguir despidiendo por haber estado de baja, por ejemplo.
Mal empezamos, pues lo primero que debiera hacer un gobierno de izquierda es dinamitar la actual Reforma Laboral que tanto daño y desgracia ha causado a los trabajadores y sus familias.
Cada uno sabrá lo que tiene que hacer, pero con esas premisas no debiera ir ningún voto de los trabajadores a organizaciones que no se comprometan a derogar en su totalidad la Reforma Laboral ¡ya! y poner la situación, cuanto menos, en lo que había antes.
Estamos hartos de gentes que se le llena la boca defendiendo a los trabajadores y a la hora de la verdad, en cuanto huelen poder se pliegan al capital. ¿Porqué no se escucha a nadie decir, por ejemplo, que propondrá que un despido improcedente, dado que como su palabra dice: no procede, sea el empleado quien decida si reingresa a la empresa o le indemnizan?
No olvidemos que en el 2012 se convocó una Huelga General contra la Reforma Laboral. Que nadie pretenda que lo olvidemos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario