Sempre amb tu

Sempre amb tu

martes, 27 de diciembre de 2016

Banco Sabadell anuncia cierre de oficinas y eliminación de empleo

Los planes de transformación de las redes bancarias no se detienen. Ahora es el Banco Sabadell quien anuncia que cerrará unas 250 sucursales en 2017 y reducirá plantilla en unas 700 u 800 personas mediante la no cobertura de bajas y algunas prejubilaciones, según han informado fuentes de la entidad financiera, que han indicado que se trata de cifras preliminares y que en ningún caso habrá despidos (permaneceremos en guardia y atentos para vigilar que realmente sea así).
El cierre de 250 oficinas supone aproximadamente el 12% de la red de banco Sabadell, alrededor de 2.000 oficinas. Este proceso de cierres se enmarca en el proceso de reducción de sucursales que está llevando a cabo el conjunto del sector financiero. 
Fuentes del banco presidido por Josep Oliu han señalado que, ya en este año 2016 se habrán fusionado 92 oficinas y absorbido 180 empleos , y que en el 2017 está previsto seguir en la línea ahora anunciada.
La argumentación del banco es que hay que ir adaptándose de forma paulatina a la transformación digital que afecta a todos los campos de actividad, también al sector bancario, y a los nuevos hábitos del consumidor que cada vez mas realiza su operativa a través de dispositivos móviles.
Los excedentes de personal que se vayan produciendo a lo largo del ejercicio por estos cierres, según la empresa, se irán en gran parte reubicando, o absorbiendo con la no cobertura de bajas y alguna prejubilación. También, la intención del grupo es que parte de esos trabajadores que puedan resultar afectados por la clausura de sucursales ejerzan nuevas labores relacionadas con el mundo digital dentro de la corporación.
En cuanto al cierre de oficinas, una parte de esos cierres de locales se materializará a través de fusiones de oficinas, sobre todo aquellas que se encuentren más solapadas por cercanía geográfica.
Este nuevo ajuste se produce en un contexto general de recortes en la mayoría de las entidades financieras, y que viene motivado, además de por el cambio tecnológico, por una estrategia generalizada de ahorro de costes ante la baja rentabilidad del sector, inducida entre otra causas por los ínfimos tipos de interés.
En este año que termina, Banco Santander presentó un ERE y ha procedido a cerrar 450 oficinas y eliminar 1.400 empleos. Banco Popular, mediante otro ERE clausurará unas 300 sucursales y eliminará 2.356 empleos. CaixaBank, que sigue también cerrando oficinas, acordó en abril en plan de prejubilaciones para 484 empleados nacidos antes del 1959 y luego en septiembre implantó un plan de bajas voluntarias para 431 trabajadores. BBVA que también ha cerrado sucursales a lo largo de este 2016, procederá al cierre de 132 oficinas en el mes de febrero, tal como ya informamos en nuestro “post” del pasado 19 de diciembre. Y ahora es el Banco Sabadell quien añade un suma y sigue al cierre de oficinas bancarias y eliminación de empleos en el sector.

No hay comentarios:

Publicar un comentario