¿Porqué somos de UGT?

¡Junts avancem!

Con este weblog, la Sección Sindical de la UGT en Banco Santander en Catalunya pone en vuestras manos una herramienta de información, mediante la cual aspiramos a haceros partícipes de toda nuestra actividad e ideas. Así mismo esperamos que nos vayáis enviando vuestra opiniones para que entre todos podamos ir mejorando la Sección Sindical.
El blog queda abierto para que cualquiera que lo desee publique comentarios sobre los distintos temas que vayan editándose ("clicaremos" la palabra comentarios que aparece en cada tema). No obstante, quedarán pendientes de ser aprobados por el moderador, quien velará para que ningún comentario contenga insultos ni palabras ofensivas hacia ideas, personas o instituciones. Esperamos vuestras aportaciones y sugerencias, las cuales a buen seguro nos ayudarán a ser mejores.
Para finalizar, en la tabla de la izquierda encontraréis una serie de enlaces con bastante información: Circulares, Acuerdos, Convenio, Revista Diáleg, etc..., que a buen seguro os serán de utilidad.

jueves, 30 de junio de 2016

Aumentan un 38% las denuncias por prolongaciones de jornada no pagadas en Catalunya


Según publica el Diari del Treball del pasado día 23 de junio, las denuncias a empresas por incumplimientos de jornada y contratación de trabajadores han crecido en Catalunya un 38% en los cinco primeros meses del año. En concreto han pasado de 4037 a 5.604 actas. La cifra, si se compara con el conjunto del 2015, donde las denuncias sumaron un 48% es muy elevada, según explicó la jefa de la Inspección de Trabajo, Mar Luz Batallé. Ésta ha señalado que hay muchas denuncias por “jornadas que no son reales” –el trabajador cotiza menos horas de las que trabaja–, cosa que es una evidente irregularidad.
Las actuaciones sobre jornada y contratación tienen que ver especialmente con los casos de “personas que son contratadas para hacer 20 horas, pero hacen 60”, según explicó, en una intervención posterior, el secretario general del departamento, Josep Retama. El mismo alto cargo ha indicado que esta práctica, por lo que se ve está muy extendida en las relaciones laborales, supone un nuevo tipo “de economía sumergida”.
En concreto, la responsable de la Inspección de Trabajo, una tarea que se realiza de manera mancomunada entre el gobierno central y la Generalitat, ha explicado que entre las actuaciones vinculadas con los incumplimientos de jornada se añade ahora el que las empresas no tengan el registro de jornada de sus trabajadores. Un requisito, que a pesar de no figurar en la ley, ahora es plenamente vigente como consecuencia de la jurisprudencia acumulada al respeto, ha dicho Bataller.
El balance de las actuaciones de la Inspección de Trabajo se ha presentado en un acto en el cual han participado la consejera, Dolors Bassa, el secretario general, Josep Retama, y la jefa de la Inspección, Mar Luz Batallé. Este es, remarcó Balsa, el primer año en que se hace balance de la actuación de la Inspección en Catalunya.
El 2015 la Inspección de Trabajo abrió 57.153 expedientes, de los cuales 10.746 se iniciaron por una denuncia. De toda de las actuaciones, el 49,6% estuvieron relacionados con la Seguridad Social, y de estos el 65% por tener trabajadores no dados de alta a la Seguridad Social. Siguen las de seguridad y salud laboral, las de relaciones laboral y las de ocupación y extranjeros.
Fruto de las actuaciones de la inspección 9.816 trabajadores catalanes fueron dados de alta a la Seguridad Social. Estas acciones son el resultado de las infracciones detectadas y plasmadas en las correspondientes actas. En total se levantó 10.006 actas y la media de las sanciones correspondientes se sitúa en 3.815 euros.
Cuando fruto de las actuaciones de la Inspección se constata que las empresas han tenido personas sin asegurar a la Seguridad Social o han cotizado por unas cuantías o por categorías inferiores a las legales, la resolución de la Inspección hace que se pague la diferencia. En concreto, el 2015 la liquidación de cuotas a la Seguridad Social ascendió a 167 millones de euros.
La consejera, Dolors Bassa, ha subrayado que la función de la Inspección de Trabajo va más allá de la actividad sancionadora, que supone sólo una quinta parte de todas las actuaciones, y ha asegurado que es un instrumento que tiene que permitir mejorar la calidad del mercado de trabajo, a la vez que ha recordado que para este año se prevé aumentar el personal vinculado a la Inspección en 43 personas -entre inspectores, técnicos habilitados y personal administrativo–.

Fuente: Diari del Treball

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada