Sempre amb tu

Sempre amb tu

domingo, 22 de julio de 2012

¿No hay ya un gramo de cordura?

El presidente de Repsol, Antoni Brufau, justificó hoy su astronómico sueldo (de 7,6 millones de euros en el año 2011), así como el del resto de directivos de las compañías del Ibex 35, por su alta fiscalidad, del 56 por ciento, con cuyo ingreso "las arcas públicas tienen que estar más que contentas".
El responsable de Repsol contestó así a la petición de moderación salarial lanzada a estas empresas por el ministro de Economía, Luis de Guindos, tras conocerse que en 2011 sus directivos se subieron las retribuciones un 5 por ciento, pese a que sus beneficios cayeron un 34 por ciento.
En una reunión en Lleida con el comité ejecutivo del consorcio Globallleida, que él mismo preside, Brufau hizo la declaración de principios de que "el sueldo no es lo más importante" e insistió en que el 56 % de los sueldos de los directivos de las empresas que cotizan en el Ibex va a parar a las arcas públicas.
"Estos sueldos llevan aparejados la mayor fiscalidad de Europa, por lo que más de la mitad se va para las arcas públicas, que tienen que estar más que contentas", ha señalado. Brufau entiende que la propuesta de rebaja de sueldos se enmarca en una petición general para que el país se apriete el cinturón y que todo el mundo se sacrifique. Sin embargo, ha señalado que no es bueno hacer demagogia o crear alarma social. "El Estado se lo debe tomar en serio y tener en cuenta otras variables.
Hace falta ser irresponsable y pensar que, los demás, todos somos tontos para decir eso.
Por esa regla todo es sencillo: que nos suban el doble a todos y el estado recaudaría mas del doble.
Ojalá aplique el mismo criterio para negociar los salarios de sus trabajadores... Ah, no, que como tienen una "fiscalidad más baja", no vale pagarles más a los que menos cobran... al final resultará que este hombre es un patriota, y su sueldazo es por el bien de España, mientras que la gran mayoría que tenemos cada vez menos poder adquisitivo estamos hundiendo el país...


No hay comentarios:

Publicar un comentario