Sempre amb tu

Sempre amb tu

jueves, 17 de abril de 2014

Báñez dice que “la recuperación va sobre ruedas” y la OCDE que apenas trabaja la mitad de quienes podrían hacerlo

Este martes, la ministra de Empleo, Fátima Báñez, declaraba que “la recuperación va sobre ruedas” y ha indicado que, como demuestran los últimos datos de Euroestat, “España lidera la bajada de desempleo en Europa”, dado que “por primera vez desde la crisis, uno de cada dos nuevos parados menos en Europa es español”.
Bien, pues este miércoles se han conocido los datos de Empleo de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE)- integrada por 34 países- en que apunta a que la tasa de empleo en España se ha desplomado hasta el 54,4%: poco más de la mitad de las personas en edad de trabajar- que tienen entre 16 y 64 años- tiene un empleo en este país.
La OCDE subraya que se trata del nivel más bajo desde 1999 y se aleja hasta 11 puntos del máximo histórico de personas que tenían un trabajo en 2007, que era casi el 66% de quienes estaban en edad de trabajar. Dicho de otra manera: hoy hay en España 16,75 millones de ocupados, según la Encuesta de Población Activa (EPA), frente a una población que se sitúa en 46,6 millones.
Las cifras de la OCDE muestran, sin género de duda- puesto que se basan en datos de la agencia de estadística Europea y del propio Ministerio de Empleo que dirige Fátima Báñez- lo contrario de lo que dice la ministra: España y Grecia han destruido más empleo que nadie en el mundo. Mientras que en la Eurozona la tasa de ocupación ha descendido en apenas dos décimas, hasta el 63,5%, en España la caída multiplica por más de 22 esa cifra, algo que es aún más grave considerando que en el conjunto de los 28 países de la Unión Europea la tasa de empleo se ha reducido menos de 2 puntos y en el conjunto de los países desarrollados ese porcentaje se reduce a un 1%.
Los datos de la OCDE no solo son absolutamente contrapuestos a los que esgrime la ministra, sino que señalan que la situación no se debe a la crisis, sino que en los últimos dos años se ha transformado en estructural: la tasa de empleo entre quienes tienen 16 y 25 años ha caído hasta el 16,6%, lo que supone que solo 1 de cada 6 jóvenes en edad de trabajar tiene empleo y entre quienes tienen 55 y 65 años franja de edad donde únicamente trabaja el 43,4% de quienes podrían hacerlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario