Sempre amb tu

Sempre amb tu

viernes, 17 de agosto de 2012

IPC de julio: mileuristas y pensionistas, aún más pobres

Durante el mes de julio los precios han bajado un 0,2% en España y se han mantenido en Cataluña, de manera que la tasa interanual del IPC se sitúa en el 2,2% en España (tres décimas más que en junio) y en el 2,6% en nuestro país (cuatro décimas más).
Catalunya es la Comunidad Autónoma que registra el mayor incremento interanual. El diferencial en evolución de precios entre Catalunya y España se sitúa ahora en 4 décimas, 1 décima más que en junio.

Por provincias, las variaciones interanuales se sitúan todas por encima del incremento estatal, hasta seis décimas más en el caso de Lleida:
                Mensual Interanual 
España -0,2 2,2 
Catalunya 0,0 2,6 
Barcelona 0,0 2,6 
Girona 0,2 2,3 
Lleida -0,1 2,8 
Tarragona 0,5 2,5

Se trata, por tanto, de un incremento de precios que afecta muy gravemente las familias trabajadoras, principalmente las más humildes y las personas pensionistas, que ven como tendrán que pagar más por productos y servicios de primera necesidad, como son los medicamentos (en el caso de Catalunya, los ciudadanos estamos doblemente penalizados, con un incremento del 17,6%), la luz y el gas y el transporte. Un aumento de precios que no se corresponde con el incremento salarial y de pensiones, sino al contrario. Nos encontramos, por tanto, ante un descenso continuado de la capacidad adquisitiva de los ciudadanos y las ciudadanas.
Propuestas de UGT de Catalunya
El gobierno no parece interesado en reactivar la economía, el consumo y la creación de empleo. Por el contrario, el gobierno sólo se preocupa por rescatar a la banca, no las personas. Es urgente iniciar de una vez por todas un cambio de rumbo en la política suicida de austeridad que, como ha quedado sobradamente demostrado, no sólo no han servido para mejorar la situación de la economía real, sino que han puesto palos en las ruedas a la recuperación económica, minando la confianza y la capacidad de compra de la ciudadanía y con ello la posibilidad de recuperación del consumo interno y la creación de empleo. Si le sumamos el recorte de la prestación de subsidio por desempleo, la nueva reducción salarial de los empleados públicos e incremento del IVA, el escenario que nos trobme resulta muy poco alentador de cara a la recuperación de nuestras economías y la generación de puestos de trabajo.
Desde la UGT de Catalunya proponemos:
• Que el crédito llegue a las empresas y las familias, exigiendo este requisito a las entidades financieras intervenidas.
• Que el parque inmobiliario del sector financiero rescatado se convierta en un parque de alquiler social a precios asequibles, dando salida así a las necesidades de vivienda urgente de una gran parte de la sociedad.
• Que los bancos y cajas intervenidos detengan inmediatamente todos los procesos de ejecuciones hipotecarias y desahucios derivados en marcha, aplicando la dación en pago a los propietarios y manteniendo el empleo a través de fórmulas como el alquiler social.
• Un paso atrás con la reforma laboral y una política salarial que garantice la capacidad adquisitiva de trabajadores y trabajadoras. Porque la creación de empleo sea posible es necesario fomentar la demanda, y por eso es imprescindible establecer políticas salariales que garanticen la capacidad adquisitiva y la recuperación del consumo, respetando las cláusulas de revisión salarial de los convenios que ya la contemplan e introduciendo a el resto de convenios para, como mínimo, garantizar la capacidad de compra de los salarios.
• La eliminación de las injustas tasas de copago sanitario, que afectan gravemente pensionistas, enfermos crónicos y trabajadores en paro.
• Políticas para reducir la dependencia energética de España y Catalunya, que actualmente es de las más altas de toda Europa. España ocupa el séptimo lugar en dependencia energética de la UE-27, con una tasa de dependencia del 81,4%, muy por encima de la media (53,8%).

No hay comentarios:

Publicar un comentario